Twitter, funcionamiento y usos periodísticos


Por: José Díaz Muñoz | Publicado el: 05 diciembre 2018

Twitter, red social que se fundamenta en la técnica del microblogging, apareció en el 2006, buscando conectar de manera rápida a las personas a través de 140 caracteres en sus inicios, (280 en la actualidad) llevándoles información de diferente índole a sus usuarios, hasta llegar a influir en el desarrollo periodístico. Lo que me lleva a cuestionarme, ¿es este medio un aliado del periodismo?

A simple vista, twitter, se ve como una fuente de información, por medio de la que varios periodistas, noticieros o diarios hacen llegar flujos inmediatos y continuos de noticias, haciendo que la práctica periodística evolucione y se creen nuevos paradigmas comunicativos basados en que las audiencias cada vez exigen más contenido de manera inmediata, desatando la pelea por la codiciada primicia periodística, primicia que tiene un costo y es el riesgo de esparcir ‘fake news’ al no confirmar lo que se publica con fuentes escogidas previamente por la seriedad de las mismas, simplemente por ganar la carrera.

Esther Vargas (2010), periodista peruana y blogger del Nodo Digital de la Fundación Nuevo Periodismo Iberoamericano, publicó una entrada referida a cómo seleccionar las fuentes de información en Twitter. Indispensable abrir una cuenta, después, paciencia y dedicación para explorar la tweetósfera. Vargas lo resumió en tres aspectos:

  1. Determinar los intereses, ¿cuáles son los temas que se cubren? A partir de esto

podrá seleccionarse qué usuarios, sean personas u organizaciones, van a seguirse o hacer following. Una manera de encontrarlos es usando el motor de búsqueda que provee Twitter probando diversos criterios y palabras claves. Otra herramienta útil es buscar, por ejemplo, por profesión (entre otros criterios) en Listorious.com

  1. Identificar a los usuarios que proveen información valiosa. Son, por ejemplo

aquellos usuarios que son líderes de opinión locales y foráneos, organizaciones no

gubernamentales, medios de comunicación en general, agencia de noticias, periodistas (incluso a aquellos que se consideren competencia), organizaciones que brindan información y recursos útiles para la profesión periodística. ¿Las fuentes tradicionales que se consultan tienen Twitter? Si la respuesta es positiva, hacerse seguidor de estas facilitará la recolección de la información. Es aquí donde cobran utilidad las listas, ya sea porque se siga a una o porque se cree una. Esto se explicará más adelante.

  1. Conversar con sus seguidores. Prestar atención a sus retweets y a los usuarios que recomiendan seguir a través de iniciativas como #followfriday o #ff3, esto abarca también el seguimiento a hashtgas que contengan palabras que se consideren claves para la labor periodística. Todo lo anterior abre la puerta a nuevos usuarios a seguir y que pueden ser potencialmente fuentes de información.

Twitter como herramienta comunicativa dentro del campo periodístico, desde mi punto de vista, es un arma de doble filo en la que el periodista tiene que aprender a usar para evitar caer en el grupo de desinformadores de la sociedad, debido a que la instantaneidad de la noticia no siempre es la mejor opción. Esta red social, también cuenta con otra desventaja, cómo la de la veracidad de lo que ahí se puede encontrar o inclusive al hackeo de cuentas oficiales, lo que lleva a esparcir mal información. A la hora de usar información extraída de esta red, asegúrate de verificar y lo más importante, tu manejas la plataforma, no ella a ti.

El autor es estudiante de periodismo


Buscador


Rendicion de Cuentas 2018